7 canciones que, en aparencia, pueden sonar bien…

27/05/2016 Texto por: SAS

Parecen buenas… “¡Ostia sí…! ¡Qué chula que suena…!”  Pero, ¡atención!: en realidad es todo falsa apariencia.  Estas 7 canciones que ilustran el presente artículo son, para mi, la quintaesencia de la mierda de sendos grupos que paso a enumerar a continuación… Esto, como todo en la vida, es cuestionable, rebatible y opinable. Pero, por el momento, ahí va mi selección de las 7 canciones que, en apariencia “molan”, aunque en una segunda, tercera o cuarta escucha, se revelan como cagadas monumentales:

1) A-ha “Hunting High and Low”

Parieron grandes canciones de los 80 como “Take On Me”, “The Sun Always Shines On TV” o “I’ve Been Losing You” pero también hicieron grandes cagadas como esta “Hunting High and Low” que, además pertenece a su álbum debut Hunting High and Low (Warner Bros. Records, 1985)… Es una canción que pretende ser épica con toda esa retahíla de violines y progresiones orquestales y se queda, como poco, en la charlotada más grande del primer álbum de los A-ha

2) The Doors “Touch Me”

La mierda más grande que ha salido de las cuerdas vocales de uno de los cantantes más legendarios de todos los tiempos, Jim Morrison, es esta “Touch Me”. Algo parecida a las típicas canciones melódicas que decoran el Festival de Eurovisión, los cambios de “Touch Me” resultan patéticos: ora melódicos ora bluseros, la canción nunca se sabe por dónde va. Incluso la “tonadilla” comercial del final “Stronger than dirt” (“Más fuerte que la suciedad”) fue el eslogan publicitario para la empresa de productos de limpieza Ajax… Simplemente, patética.

3) Depeche Mode “Home”

El compositor y “co-voz” oficial de Depeche Mode, Martin Gore, es autor de grandes canciones como “Personal Jesus”, “Enjoy The Silence” o “Walking In My Shoes” pero, asimismo, de bodrios como esta “Home”. Pero lo más peculiar del tema es que el mismo Gore estuvo orgulloso de ella, seleccionándola como uno de los singles del álbum al que pertenecía, Ultra (Mute, 1997).  La canción en sí, de estilo melódico con unos empalagosos violines de fondo, desencaja en el resto del álbum como un abeto navideño en el desierto… La balada inició un estilo ampliamente explotado por Gore en otras venideras como “Breathe” aparecida en Exciter (Mute, 2001), “Damaged People” que sonaba en Playing The Angel (Mute, 2005), “Jezebel” escuchada en Sounds Of The Universe (Mute, 2009) o “The Child Inside” perteneciente a Delta Machine (Mute, 2013) cuya calidad también pongo en entredicho.

4) The Police “De Do Do Do, De Da Da Da”

La gran bazofia de los míticos Police es esta De Do Do Do, De Da Da Da del álbum Zenyattà Mondatta (A&M Records, 1980). El estribillo de la canción, que contiene el irritante titulillo, tiene un ligero parecido rítmico y estilístico al Ob-La-Di, Ob-La-Da de The Beatles (The Beatles, Apple Records, 1968)  pero luego poco tiene que ver la una a la otra en cuanto a su calidad se refiere. La letra habla de la falta de elocuencia, aunque eso no justifica que la propia canción sea tonta y anodina. Una de las peores composiciones del maestro Sting, sin duda, en toda su discografía con su banda y en solitario.

5) Sisters Of Mercy “This Corrosion”

This Corrosion formó parte de Floodland (Merciful Release, 1987), un álbum capital en la discografía de la banda liderada por Andrew Eldritch, Sisters Of Mercy. Realmente tiene un estribillo pegadizo pero, los casi 10 minutos de canción, la hacen aborrecer fácilmente. No obstante, todo el trabajo discográfico tiene una gran calidad con canciones como Dominion/Mother Russia o Never Land (A Fragment). Floodland fue de vital importancia dentro del movimiento dark wave.

6) The Smiths “Shoplifters Of The World Unite”

No apareció en ningún álbum oficial de estudio de la mítica banda de Manchester, The Smiths, ¿quizá porque sabían que no valía tanto como en un principio la gente creyó? Dejando hipótesis al margen, la canción es simpática y tiene una letra mordaz, siguiendo con la tónica habitual de las canciones de Morrissey, pero quizá fuera una de las más flojas de los mancunianos teniendo entre su repertorio las memorables Bigmouth Strikes Again o  There Is A Light That Never Goes Out.

7) The Cure “Close To Me” (versión de 1990)

Su homóloga de 1985 ya era bastante mala, pero en 1990, con la publicación de su álbum de versiones Mixed Up (Fiction, 1990), The Cure la acabaron de cagar con esta versión con aroma a ska de “Close To Me”. El vídeo continua con su anterior versión filmada por Tim Pope: ahora Robert Smith y compañía llegan a las profundidades marinas donde hacen una “jam session” con unos tíos disfrazados de animales marinos (entre ellos hasta su propio mánager de entonces, vestido de pulpo).  En comparación, Bob Esponja, Patricio y el señor Calamardo tienen más credibilidad que ellos cantando la canción de su propia serie.

Anuncios

«Hopelessness & Demons», pequeñas reflexiones de sus autores.

7 razones por las que considero «Donnie Darko» como la mejor película que he visto jamás.

01/05/2016 Texto por: SAS

¡¡ATENCIÓN: ADVERTENCIA IMPORTANTE DE SPOILERS!! ESTE ARTICULO CONTIENE INFORMACIÓN SOBRE PARTE DEL ARGUMENTO DE LA PELÍCULA.

3173Donnie_Darko_02

«Donnie Darko fue la mejor película de una nueva oleada de filmes considerados generacionales, ambientada en los añorados años 80».

Supongo que a estas alturas del blog mis lectores, si es que tengo alguno, se habrán percatado que no hago concesiones a la hora de redactar mis artículos: digo precisamente lo que pienso. No estoy redactando una enciclopedia donde cada dato tiene que ser sumamente objetivo. Para eso ya existe Wikipedia. Así que iba a titular esta entrada como 10 razones por las que considero Donnie Darko como la mejor película de todos los tiempos, pero eso quizás reconozco que hubiese sido excesivo…

Efectivamente, esta fue la peli que siempre quise filmar en mi época de estudiante de cine y que Richard Kelly hizo por mi en 2001. A principios del nuevo mileno, surgieron algunas de las películas que más me han inspirado y que, en cierta manera, son hermanas de una nueva oleada de filmes considerados generacionales. Memento (2000, Christopher Nolan), Donnie Darko (2001, Richard Kelly) o El efecto mariposa (2004, Eric Bress y J. Mackye Gruber) han sido algunas películas de esa nueva corriente de cine “experimental”. La película que nos ocupa, Donnie Darko, fue mi favorita y estuvo ambientada en los añorados años 80.

A continuación, expongo 7 razones por las que considero que el título que he escrito tiene su razón de ser:

donnie_darko1

«Richard Kelly, el director del filme, dijo que Jake Gyllenhaal nació para ser Donnie Darko».

1) Jake Gyllenhaal como Donnie Darko. Sin lugar a dudas, la elección del actor que encarna al memorable Donnie, Jake Gyllenhaal, es el mayor acierto de la cinta. Quizá, un actor coetáneo a Gyllenhaal como Elijah ‘Frodo’ Wood o Chris ‘Capitán América’ Evans, no hubiesen dado la talla para interpretar al rol principal. De hecho, Richard Kelly llegó a declarar en el documental del cómo se hizo la película que Gyllenhaal nació para ser Donnie. Y, a decir verdad, es una afirmación compartida.

2) Frank The Bunny. El “malo” de la función, producto de la mente enajenada de Donnie, es un conejo gigante portando una calavérica máscara plateada. La fuerza visual y el impacto que produce Frank en la pantalla hacen que sus apariciones sean sobrecogedoras. Sus pocas líneas de diálogo resultan perturbadoras y poseen un carácter mesiánico. Junto a Darth Vader y al Joker (versión Heath Ledger), no creo haber visto mejor representación del mal en la pantalla.

Donnie-Darko-2001

«Las pocas líneas de Frank The Bunny resultan perturbadoras y su fuerza e impacto visual, lo convierten en una de las mejores representaciones del mal en la pantalla».

3) El guion de Richard Kelly. Kelly, que también dirigió la película, escribió un guion sobresaliente, digno de estudio. Lo ambientó en la dorada época de los 80 y se inspiró en el material fantástico de cintas como Regreso al futuro (1985, Robert Zemeckis) o Posesión infernal (1981, Sam Raimi). La noche de Halloween, recurrente en varios filmes de los ochenta, aquí tiene una crucial relevancia, momento en el que se desarrolla el clímax de la película.

4) Una mezcla perfecta de géneros cinematográficos. En Donnie Darko, podemos encontrar al menos hasta 5 géneros cinematográficos que Richard Kelly combina en una proporción perfecta: la ciencia-ficción (en el “supuesto” viaje temporal de Donnie), el terror (en las fantasmagóricas apariciones del conejo Frank), el drama (que envuelve la muerte de Donnie), el género romántico (en la historia de amor, para nada empalagosa, entre Gretchen y Donnie) y todo ello revestido en la mejor película de adolescentes que diría se ha filmado jamás.

5) Una banda sonora de lujo. La selección musical de las canciones que suenan durante la película es de lo más acertada en relación con la temática oscura del filme y con la época en la que se ambienta la narración. Canciones de Joy Division, Echo and The Bunnymen, Tears For Fears, The Church o del legendario grupo de Danny Elfman Oingo Boingo hacen aparición en el film de Kelly. La banda sonora se completa con el material original que Michael Andrews compuso e interpretó para la película: una hipnótica suite cuyo “leitmotiv”, a modo de vals, parece haber sido compuesto desde el más allá.

8533_original

«Drew Barrymore interpretó a la controvertida profesora de literatura inglesa de Donnie y fue, mayormente, la responsable de que pudiera rodarse el filme».

6) Un reparto de secundarios formidable. Además de Jake Gyllenhaal y Jena Malone en los papeles principales, la cinta contó con las formidables interpretaciones de los actores de reparto comenzado por Holmes Osborne, el cual hizo una gran interpretación como el padre de Donnie y que, en la edición especial del DVD, se recupera una magistral escena entre él y su hijo, escena que Richard Kelly tuvo que cortar forzado por los productores del filme. Hablando de los productores, Drew Barrymore, además de interpretar a la controvertida profesora de literatura inglesa de Donnie, fue una de las mayores responsables de que se pudiera rodar Donnie Darko, la cual se involucró además en la co-producción de la película. Patrick Swayze, el fallecido actor de Dirty Dancing, por su parte, hizo de telepredicador aleccionando a los jóvenes a actuar de una manera antinatural, y que Donnie destapa que en realidad se trata de un pedófilo. Estos son solo algunos de los actores, aunque todos bordan a la perfección su rol en la película. 

bludarko1b

«El tema de la excesiva educación conservadurista norteamericana cobra una especial importancia durante la película».

7) Multiplicidad de mensajes subliminales del filme. La belleza del filme de Kelly radica en su brillante dirección y en la gran cantidad de lecturas que tiene su debut como director. Es realmente imposible enumerar todos los mensajes que contiene Donnie Darko pero, por citar unos cuantos, podemos encontrar la metafórica visión de Donnie como un Jesucristo particular que se sacrifica para salvar a Gretchen y a su propia familia, el tema de la excesiva educación conservadurista norteamericana (cuya novela Los destructores de Graham Greene cobra una especial importancia durante la película) o bien la doble moral yankee presente en muchos momentos del metraje, sobre todo en los protagonizados por el seminarista New age Jim Cunningham. Estos son solo algunos de los mensajes que convierten a Donnie Darko en un filme de culto que no gozó de un excesivo éxito en el momento de su estreno pero que el tiempo ha sabido colocar en un lugar privilegiado. Lástima que su secuela S. Darko (2009, Chris Fisher) no tenga absolutamente nada que ver con la original…